¡Ya, No Regreso...Contigo!




Pienso, que tú no tienes alma...
¡No, quizás nunca la has tenido!
Ahora me dices que estás arrepentido,
y quieres que regrese contigo...
Qué estás muy triste y solo.
Pero: ¿Qué dijiste, de mi soledad?

¡Culpa mía no ha sido,
tú ya tenias otro querer!
Nunca pensaste en el sufrimiento que me dabas,
y yo sin saber, que a otra amabas...

¿Crees, que pude fácilmente sobrepasar ese dolor,
quedando en ésta soledad que me diste,
cuando con ella te fuiste?

Ahora, me hablas de que estás muy solo,
que todo lo perdiste...
¡No, yo no puedo creer lo que me dices!
¿Ahora, te sientes solo y quieres volver...
Porque ya la otra, te dejo de querer?

¡Quizás, es que loco te has vuelto!
¿Piensas que puedo escucharte,
para que sigas dandome penas y angustias,
en este corazón del cual siempre te burlaste?
No, aunque me muera en esta soledad inmunda...
¡Ya, no regreso...Contigo!

Evalina